Santa Barbara contará con un nuevo parque de chorros de agua

Dicha iniciativa se basa en el proyecto presentado por el Consejo de la Infancia para fomentar el uso del parque de Santa Bárbara; el principal objetivo es ofrecer a las y los niños arrasatearras un nuevo espacio de ocio ligado a la naturaleza

El trabajo realizado por el Consejo de niñas y niños de Arrasate ya ha dado sus primeros frutos, y es que, tal y como prometió a sus miembros en la sesión celebrada el pasado mes de mayo, el Ayuntamiento ya ha puesto en marcha los trabajos de construcción de los chorros de agua en el citado espacio.

El Consejo de la Infancia comenzó su andadura en enero de 2017 y entre otros muchos temas, fomentar el uso del parque de Santa Bárbara ha sido su principal línea de trabajo, con el fin de hacer de dicho parque, un nuevo espacio de juego y ocio ligado a la naturaleza.

Para ello, el Consejo presentó diversas iniciativas a las y los representantes municipales, una de ellas, la construcción de un parque de chorros o chorros de agua. De este modo, en su deseo de fomentar la implicación de las y los niños e incluir su punto de vista en la construcción del futuro de Arrasate, el equipo de gobierno, cumpliendo con su palabra, ha puesto en marcha los trabajos necesarios para que la iniciativa de los chorros de agua sea ya una realidad.

Gracias a ello, Santa Bárbara contará próximamente con un nuevo espacio de agua y es que el Ayuntamiento ha señalado que los trabajos de construcción de los chorros de agua durarán un máximo de 6 meses, “puede que menos”, por lo que los chorros estarán listos para el mes de marzo.

Cortes peatonales

No obstante, durante el transcurso de las obras, se realizarán diversos cortes peatonales. Por ejemplo, se cerrará una parte del camino situado junto al río para construir en él el nuevo espacio de agua, por lo que las y los peatones podrán cruzar el rio a través de la pasarela de madera. Además de ello, también se cerrará el camino de la parte superior de Santa Bárbara.

 

Asimismo, el acceso del material necesario para la obra se realizará a través de Arrasate pasealekua, por lo que, en momentos puntuales, peatones y personal de obra deberán compartir el mismo camino. Cuando eso ocurra, se adoptarán las medidas de seguridad necesarias (cierres, señalética especial…). En caso de que las y los peatones tengan que cruzar la zona de obras, el Ayuntamiento recomienda utilizar los caminos alternativos para ello, sea a través  del barrio Munar o por Santa Bárbara (por la zona de la colina).